El típico partido peligroso

Tomeu Rigo y Alex Mumbru, durante un partido./Fernando Gómez
Tomeu Rigo y Alex Mumbru, durante un partido. / Fernando Gómez

Los hombres de negro Tomeu Rigo y Osvaldas Matulionis solo piensan de cara al viernes, ante el Canoe en Miribilla, en «atar y asegurar la segunda plaza»

J. A. PÉREZ CAPETILLO

Una de las sentencias extraídas de la comparecencia de Tomeu Rigo ante los medios de comunicación advierte al RETAbet Bilbao Basket del posible peligro de la visita del ZTE Real Canoe este próximo viernes (21 horas, Bilbao Arena). «Son los típicos partidos en los que te puedes llevar una hostia y no podemos permitirnos eso. El Oviedo está a una victoria y nosotros tenemos dos partidos muy importantes para atar la segunda plaza y llegar bien a play off. A priori, ellos no se juegan nada. Es un rival que se ha salvado la semana pasada y tienen jugadores que quieren revalorizarse en la Liga y vendrán aquí a hacer un gran papel», destacó como advertencia el joven jugador balear, el mejor en la última jornada en Granada con sus 14 puntos en solo 9 minutos y una secuencia inmaculada de cuatro triples convertidos en cuatro intentos. Y eso que, en la pista del palacio de los deportes de la ciudad andaluza, Rigo jugó «poco tiempo, por las faltas, pero tuve tiros liberados que metí. Lo malo fue que no ganamos, y no pude poner la guinda al encuentro. Estoy contento porque hacía tiempo que no tenía un buen partido. Estuvimos un poco encasquillados en el último cuarto y ellos hicieron también una buena defensa. En alguna canasta que normalmente metemos no tuvimos fortuna y ellos se llevaron el partido, en el que tuve un poco de suerte. Javi (Salgado) me dio dos pases muy buenos. A veces tienes fortuna y te sientes inspirado», analizó, mientras los niños y niñas presentes en el campus de Semana Santa botaban el balón, lanzaban a canasta y se divertían en el Bilbao Arena.

Tomeu Rigo es consciente de que los hombres de negro tienen que «salir a tope» este viernes «para que ellos no lleguen con opciones, porque te pueden dar la sorpresa. Queremos volver a nuestro juego y ganar el partido de la mejor forma posible». El ZTE Real Canoe es ahora mismo decimocuarto tras certificar la permanencia al ganar al Prat y llegar así a las once victorias. Por eso, el escolta de 21 años entiende que «la presión es para nosotros» y propone evitar partidos como «los de Araberri y Barcelona, que a priori no van a ganarnos y lo meten todo. Será un partido muy difícil en el que tenemos que hacer las cosas bien». +

Cuestionado sobre los errores del equipo en ataque, destapó que «si no te entran los primeros tiros a veces es más difícil. Y no es demérito nuestro, sino también mérito del otro equipo, ya que hay otro enfrente que juega y que defiende. Granada nos lo puso difícil y llegamos con opciones al final. Quizá en los dos últimos partidos no hemos estado fluidos en ataque y es lo que necesitamos encontrar otra vez», deseó. Respecto a su papel entre los hombres de negro bromeó al soltar que «si no pudiera meter no jugaría al basket, supongo. Sé cuál es mi rol. Salgo y sé lo que quiere Álex (Mumbrú) de mí». Y finalizó con la esperanza de que el RETAbet Bilbao Basket venza al Canoe para «volver a sentirnos bien». A Rigo no le importa demasiado el horario nocturno. «En casa hemos jugado casi siempre el domingo a las 12, y fuera de casa han sido casi siempre los viernes y sábados por la noche. Y no creo que cambie mucho», concluyó.

Matulionis

Por su lado, el lituano Osvaldas Matulionis fue tajante al subrayar, de cara al encuentro ante el Canoe, que «nosotros estamos jugando por la segunda plaza y tenemos que ganar para asegurarla. Es una buena oportunidad para mejorar y para preparar el play off. Tenemos muchas cosas que trabajar. Podemos ver algo bueno de la última derrota. Queda todavía un mes para la Final Four y asegurar la segunda posición es nuestro objetivo. El Oviedo puede perder y ganar en Palma, y nosotros tenemos que vencer aquí sí o sí», insistió.