Dejan Todorovic, sentado ayer en la pista de Miribilla donde esta tarde abrirá la Final Four contra el Hapoel Holon. / maika salguero

Dejan Todorovic | Jugador del Tenerife

«Bilbao es mi segunda casa»

El exhombre de negro está entusiasmado con la Final Four de Miribilla y la posibilidad de ganar el título en una cancha que fue suya durante 4 años

Robert Basic
ROBERT BASIC

Dejan Todorovic habla entre risas. Vuelve a disfrutar del baloncesto después de superar dos 'triadas' en su rodilla izquierda, la que le traicionó en el Murcia, primero, y en el Tenerife, después. Cuando se rompió por segunda vez pensó que todo había acabado. Dudó una hora, luego se secó las lágrimas y se puso manos a la obra. El serbio, que estuvo cuatro temporadas en el Bilbao Basket, buscará desde esta tarde el título de la Basketball Champions League en Miribilla. «Es mi segunda casa», asevera.

- ¿Cómo se siente en Miribilla?

- Siempre lo digo: Bilbao es mi segunda casa. Cada vez que voy es especial. Tengo muchos amigos y la gente me recibe bien. Estoy muy agradecido. Estuve la semana pasada y ahora regreso. ¡Dos visitas en un puñado de días!

- La semana pasada jugó en la ACB contra el Surne. Escuchó aplausos en su presentación.

- Fue maravilloso. La gente siempre me recibe bien. También me tratan de diez en las redes sociales. Me esperan fuera del pabellón para que nos hagamos fotos y que firme algún autógrafo. Es algo indescriptible.

- Ha dejado huella

- De alguna manera, sí.

- ¿Qué recuerdos guarda de su paso por el Bilbao Basket?

- Solo en el último año hubo problemas deportivos y económicos. Los tres primeros los describiría con la palabra disfrutar. Tuvimos grandes resultados, sobre todo en mi temporada de estreno junto con Andjusic, Marko Todorovic y Sito (Alonso) de entrenador. Jugamos un baloncesto fantástico. Jamás olvidaré la derrota en el tercer partido del play-off contra el Valencia. Miribilla se puso de pie para aplaudirnos.

Después de la segunda 'triada'

«Pensaba que ya no quedaba nada de mí, pero si estás mentalmente fuerte sacas algo positivo»

- Sus caras lo decían todo: no se lo podían creer.

- Cierto. Ha habido momentos bonitos, memorables. Me sentía como en casa.

- Llegó con 20 años. Habla de Andjusic y de Marko Todorovic, ¿pero cómo fue entrar en un vestuario con Mumbrú, Hervelle, Raúl López, Bertans...?

- Les había visto en la televisión y de repente me cambiaba con ellos en el vestuario. Fue una sensación extraordinaria. Aprendía de ellos, tanto de la vida como del deporte. Solo puedo darles las gracias. Y luego está Raúl (López). Para mí es una institución, como hombre y jugador. Es otro nivel, y con ello no quiero menospreciar al resto.

- Salió en 2018 al Murcia, pero tuvo la terrible triada. Dos años después, ya con el Tenerife, volvió a sufrir la misma lesión. ¿Qué se le pasó por la cabeza?

- Muchas cosas. La primera media hora fue la más crítica. Pensaba que ya no quedaba nada de mí. Pero me rodeé de un par de personas muy capacitadas en su trabajo y positivas. Lo organizamos todo bien y a tiempo, con un plan de actuación. Mentalmente lo soporté bien. Es verdad que te hablaban de 16 o 17 meses (de recuperación), pero aprendí a disfrutar del proceso. Empecé a conocer mi cuerpo, tenía unas rutinas y descubrí cómo funcionaba mi organismo. Si estás mentalmente fuerte puedes sacar de todo algo positivo. No hablo de enfermedades graves, incurables, pero el resto... Forma parte de mi vida, de mi profesión. No hay otra que seguir adelante.

- ¿Llegó a pensar que el baloncesto se había acabado?

- Sí, durante la primera hora de mi lesión. Estaba convencido al 200% de que era el final. Encima se juntaron muchas cosas. Empezó el tema del covid. Me operé, la gente tenía miedo al virus y no había dónde trabajar. La situación fue catastrófica.

- Tardó 16 meses en reaparecer. ¿Pensó en tirar la toalla?

- No. Al principio estaba afectado, pero al salir del hospital estaba seguro de que volvería a jugar. Era mi meta.

A por la Champions

«Personalmente, lo que más me gustaría es levantar el título en Miribilla»

- Ya está de nuevo en marcha, a punto de jugar la Final Four de la Champions con el Tenerife. ¿Son favoritos?

- Hasta ahora, el Manresa ha tenido una gran temporada en la ACB. Nadie esperaba sus resultados. Pedro Martínez hace milagros con sus equipos. Para mí, está en el 'Top 3' de los mejores entrenadores de España. Nosotros tenemos que centrarnos en nuestra semifinal contra el Hapoel Holon, donde creo que sí somos favoritos. Pero no quiero ponerlo en el primer plano para no cargar de presión al equipo ni a mí mismo. Tenemos que ir a competir, aprovechar todas nuestras cualidades. Somos un gran equipo. Luego... Es un partido. Puede pasar de todo.

- Como en la Eurocup.

- Tal cual. Es un buen ejemplo. Todos los favoritos están eliminados. No quiero poner la vitola de favorito a nadie. Quiero que lleguemos con la mente limpia.

- ¿Cómo ve la semifinal con el Holon? ¿Cómo son los israelíes?

- Ya sabemos cómo es la Champions. El 90% de los equipos están cortados por el mismo patrón: cinco o seis americanos, juego individual, mucho físico. El Hapoel tiene una línea exterior dominante y dos pívots que no pasan de dos metros pero saltan hasta la parte superior del tablero.

- El público de Bilbao irá con el Tenerife: está Vidorreta y cinco exjugadores del Bilbao Basket.

- Ojalá vengan. Cuantos más, mejor. ¡Para apoyarnos! He vivido en Bilbao y he sentido su público. Ojalá se unan los de negro a los de amarillo.

- ¿Cómo ve el choque entre el Manresa y el Ludwigsburg?

- El Ludwigsburg nos ganó las dos veces en la fase de grupos. Es un equipo muy incómodo. Será interesante. El Manresa atesora mucha calidad, pero tiene sus tres bases lesionados. A ver quién se recupera. Las dos semifinales serán calientes, duras.

- ¿Levantar el título en Miribilla sería especial?

- Personalmente, es lo que más me gustaría. En serio.

- Tiene un año más con el Tenerife. ¿Dónde se ve en el futuro?

- No lo sé. Estoy muy bien en Tenerife y en un gran equipo, que cosecha buenos resultados. Espero que el club y el entrenador cuenten conmigo en el futuro. Nunca se sabe. Todos sabemos que esto es un negocio, donde los planes cambian de la noche a la mañana. Ahora solo pienso en el momento actual, en aprovecharlo, en disfrutar y ganar. Y luego centrarnos en el play-off (de la ACB). Esto no para.

- ¿Ha pensado alguna vez en volver a Bilbao?

- Nunca lo he descartado. Quién sabe. Si hubiese un deseo en común, de las dos partes, ¿por qué no? Yo disfruto en Bilbao. Y si pudiera hacer mi trabajo en Bilbao, no habría nada más bonito.

Final four

  • Semifinales de hoy. Hapoel Holon-Lenovo Tenerife (18 horas) y MHP Riesen Ludwigsburg-Baxi Manresa (21 horas).

  • Final y tercer puesto. La final se jugará el domingo a las 20 horas. El partido por el tercer y el cuarto puesto, a las 17 horas.

  • Premios. El campeón se llevará un millón; el segundo, 400.000 euros; el tercero, 200.000; y el cuarto, 140.000.